El segundo tiempo del milagro

Argentina convirtió cuatro tantos más y venció a Perú 6-0. La final era ante Holanda.